¿Futuro? O Synchronicity.

Another suburban family morning, grandmother screaming at the wall…

El martes 16 CIU se paró en Fira Sabadell. Primeros espadas como el rotundo Recorder, futurible  del partido. Gran orador, convincente. Russinyol, el que suponemos podría acabar con el cortijo de la familia Bustos en Sabadell. Y él, el líder, el hombre llamado a gestionar la ‘postguerra tripartita’, tras siete terribles años. Gestionar la miseria, gran tarea. Para héroes.

El pabellón reunió como 1000 personas según megafonía, mucha tercera edad, mucha. Igual que en el Majèstic, me traía al pairo la cantidad. Quería oir. Carmen y yo estábamos rodeados de una ‘caravana’ del Imserso, nos sentíamos niños. Pero también había mucha juventud entusiasta del Canvi. Es alentador ver que existen veinteañeros que se preocupan y ocupan de algo más que del fiestón de fin de semana, que les interesa ni que sea un poco el futuro, y el presente de su país. Gran puesta en escena, show off perfecto, se nota que es un partido con posibles, no como otros a los que les niegan el pan y la sal.

We have to shout above the din of our rice crispies, we can’t hear anything at all. Daddy only stares into the distance, there’s only so much more that he can take…

Ilusión, proyecto, país, catalanidad, economía. Gran frase del líder, me gustó: “Artur Mas no es importante, CIU no es importante, lo que realmente importa es Catalunya”. Ovación cerrada. Carmen se iba animando. Yo miraba, escuchaba. Pensaba, ¿esto es real?.

Many miles away something crawls from the slime at the bottom of a dark Scottish lake.

Trabajo, esfuerzo, pasión. Una enorme senyera voló sobre nuestras cabezas al final, al mejor estilo Nou Camp. Entusiasmo. El Báez pensaba “això no és seriós”.

Mother chants her litany of boredom and frustration, but we know all her suicides are fake…

Ese mismo día, alguien en el corazón de Europa dijo basta. El Tigre Celta –bonito palabro…- está acabado. Y no permitirá que arrastre a los otros tigres de papel, a los PIGS. Dinero, dinero que no hay. Ilusión, ceguera ante la realidad cruda que se nos viene encima. ¿Proyectos?

And every single meeting with his so called superior, is like a humiliating kick in the crotch.

En una semana votamos, o no, votamos futuro. ¿Qué futuro? Que vacuas suenan las palabras de los líderes que pretenden hacernos creer que ellos son la solución, cuando solo han sido el problema. Y el problema no lo van a arreglar ellos. Es aquello del bombero pirómano. Nos lo van a ‘arreglar’ desde fuera. Patada en los huevos, Police dixit.

Many miles away, something crawls to the surface of a dark Scottish lake.

Al Directorio europeo se le acumula la faena. Al Banco Central le llueven temas a resolver. El impresentable Trichet, ahora tiene prisa por resolver lo que dejó pudrirse tanto tiempo.

Another working day has ended, only the rush hour hell to face.

El reportaje de hoy en El Periódico pinta una imagen penosa de Irlanda. Hay oficinas de atención a los que quieran emigrar. Vuelta atrás. El paraíso se ha vuelto infierno de Dante, y los Men in Black han aterrizado para limpiar, pero sin la gracia de Will Smith ni la maestría de Tommy Lee Jones. Miedo, vente p’Alemania, Pepe. Come fly to Canada, Jack.

“Farem una Catalunya millor!”.

Daddy grips the wheel and stares alone into the distance, he knows that something somewhere has to break…

Si los catalanes fuéramos plenamente conscientes de lo que se avecina, obviaríamos las elecciones, nos pondríamos a trabajar. En serio. De verdad. Grecia, Irlanda. ¿Después? Que nadie dude, no vienen malos tiempos, ya están aquí. Y mientras, ellos, ondeando senyeres, cantando Els Segadors, patriotas, comprometidos. ¿Con quién? ¿Con el ciudadano? ¿O con Trichet? ¿Con su sueldo pornográfico que pago yo?. Como en tantas cosas, la realidad dista mucho de las arengas. Pero hay quien las cree. No hay dinero. Sí lo hay, en los bolsillos equivocados.

Many miles away, there’s a shadow on the door, of a cottage on the shore, of a dark Scottish lake.

De fuera nos monitorizarán. Desde fuera nos dictarán, ya lo han hecho, qué y qué no podemos hacer. Nos trazarán el futuro. Racionarán nuestra miseria, envuelta en una senyera raída. Pero a ellos, a los de siempre, no les importa, mientras haya un padre de familia con nómina que les mantenga, el juego seguirá. ¿Sí?.

Many miles away…

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a ¿Futuro? O Synchronicity.

  1. Enrique Báez dijo:

    Hola hermano,

    Por fin me he decidido a comentar tus elucubraciones.

    Estas sembrao. Dales caña, que sepan lo que cuesta un voto y que no nos toman el pelo. Que del dicho al hecho va un trecho y que en el caso de los politicos, este es bien grande y más que un trecho es un precipicio, en el que al día siguente de las elecciones caen todas las promesas y a partir de ahí tienen que gobernar (menudo eufemismo), se tienen que dar de tortas con los otros que les quieren quitar la poltrona.

    Pero un poco de vida real ya les va bien. Bajales de la nube y que se peguen el trotazo con el suelo del día a día.

    Bien, como tus otros seguidores/as, ya estoy esperando a tu próxima rajada.

    Animo y força.

    Enrique

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s